Ron Santo a Cooperstown

Por reglamento, cada tres años se deben reunir dieciséis personas relacionadas al salón de la fama, ya sea como jugador, dirigente o ejecutivo, para seleccionar entre diez candidatos quiénes deben ser exaltados al aposento de los inmortales. Este jurado se llama “Comité de era dorada” o mejor conocido como “Comité de veteranos”. En esta oportunidad, estuvo integrado por Hank Aaron, Paul Beeston, Bill DeWitt, Pat Gillick, Roland Hemond, Dick Kaegel, Al Kaline, Ralph Kiner, Tommy Lasorda, Juan Marichal, Gene Michael, Jack O’Connell, Brooks Robinson, Al Rosen, Dave Van Dyck, y Billy Williams. El jugador a ser escogido tuvo que haber participado al menos diez años en las Grandes Ligas, además de tener al menos veintiún años de retiro en el beisbol. De esta manera, se asegura que el pelotero ya está descartado de ser exaltado por la vía del BBWAA, asociación que se encarga de exaltar jugadores anualmente, después de que pasaron cinco años de su retiro. Además de esto, los jugadores seleccionados por el comité de veteranos tienen la característica de haber figurado en el beisbol de Grandes Ligas entre los años 1947 y 1972, de ahí el nombre “Comité de era dorada”. Los diez nominados a esta jornada, fueron: Ron Santo, Jim Kaat, Gil Hodges, Minnie Minoso, Tony Oliva, Buzzie Bavasi, Ken Boyer, Charlie Finley, Allie Reynolds y Luis Tiant. Despues de mucha espera, estos veteranos supieron la decisión del comité: Ron Santo es el nuevo integrante del Salón de la Fama.

Lamentablemente, el jugador de Chicago no pudo disfrutar de la noticia en este mundo, ya que murió hace un año y tres días. Sin embargo su familia si pudo recibir este extraordinario reconocimiento. “Puedo verlo sentado en el sofá de aquí, estaría agitando puño en el aire, diciendo:” Sí, sí ‘”, Vicki Santo, viuda del inmortal, dijo el lunes en su casa de Arizona. “Sentimos que estaba destinado a estar ahí”. A eso agregó “Para saber esta noticia después de su muerte, sólo demuestra que no se puede renunciar”, dijo Vicki. “Soy una creyente en lo que está destinado a ser. Yo creo que él estaba destinado a estar en el Salón”. Ron Santo dejó un legado muy grande en el beisbol, específicamente en los Cachorros de Chicago, donde admiran mucho al inmortal.

En 15 temporadas jugó todas en la ciudad de Chicago, una con las Medias Blancas y 14 con los Cachorros. Conectó 2254 hits, ubicado en el puesto 155 de todos los tiempos. Ron Santo dio 342 cuadrangulares, acumulando cuatro temporadas de 30 jonrones o más (tres de esas veces bateó para .300). Impulsó 100 o más carreras cuatro veces y 90 o más ocho veces, para acumular un total de 1331 impulsadas de por vida. Además de esto, Santo participó en 9 juegos de las estrellas y cuatro veces estuvo entre los favoritos a ganar el jugador más valioso de la Liga Nacional. Lideró su liga en promedio de embasado dos veces, como también lo hizo en boletos cuatro veces y en triples en una oportunidad. Defensivamente, Santo posee varios records. Desde el 19 de abril de 1964 hasta el 31 de mayo de 1966 jugó todos los juegos de los Cachorros en la tercera base, sumando 364 encuentros en ese periodo. En la temporada de 1965 disputó 164 juegos en  la misma posición. Lideró la liga en doble plays seis veces, tres de manera consecutiva. Por esto fue ganador del guante de oro cinco veces, se ubica en el séptimo lugar en su posición.

Despues de quince intentos para ser electo al Salón de la Fama por la vía tradicional y treinta y ocho años desde su retiro, Ron Santo es el decimoquinto tercera base en convertirse inmortal.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s